Julio 18, 2019

La representación nacional ha hablado

“No a la reforma inconstitucional en Baja California”

 
Por unanimidad, las fuerzas políticas representadas en el Congreso de la Unión han rechazado al unísono la reforma que busca ampliar el periodo de gobierno del mandatario electo en Baja California, Jaime Bonilla, y pedido que cese cualquier intento por violentar el Estado de derecho.

El punto de acuerdo, en el que coincidieron las diversas bancadas, hace un exhorto tendiente a dejar sin efecto el decreto 112 de reformas aprobado el 8 de julio de 2019.

Se señala que existen diversas posiciones coincidentes, que señalan que esta reforma es violatoria a los principios constitucionales de certeza jurídica, definitividad de los actos electorales, así como que contraviene el pacto federal.

Así, el pronunciamiento señala que en defensa del orden constitucional, el Congreso de la Unión se manifiesta en contra del citado decreto local 112 y exhorta al Congreso y a los ayuntamientos de Baja California a dejarlo sin efecto.

En el último punto de la sesión de la Comisión Permanente del Congreso, los posicionamientos de los diversos legisladores fueron de duros a rudos con la exigencia de que “esto no se puede permitir, ni podemos dejar que siga adelante”. Así lo manifestó Patricia Mercado de Movimiento Ciudadano: “el Congreso de la Unión debe pronunciarse en contra de este atropello”.

Detener el atropello y defender la democracia fueron las frases más usadas por los y las legisladoras, quienes se manifestaron, una y otra vez, por evitar más violaciones al Estado de derecho, evitar actos inconstitucionales y fraudes electorales. “Es una atrocidad”, expresó la legisladora del PES, María Rosete. En tanto, la senadora Nancy de la Sierra, del Partido del Trabajo, manifestó que “no debe jugarse con la voluntad popular”.