UA-141661442-1

Abril 27, 2017

Tras análisis exhaustivo, Senado aprueba ley para sancionar tortura

El pleno del Senado aprobó por unanimidad el proyecto de Ley General para Prevenir, Investigar y Sancionar la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes, que crea los tipos penales, sanciones, distribución de competencias y la coordinación entre autoridades de los tres órdenes de gobierno, a fin de garantizar en todo momento el respeto de los derechos humanos y la reparación de daños a víctimas.

En un tema que concitó el análisis y discusión no sólo de senadores, sino de integrantes de organizaciones civiles y académicas, los principios bajo los cuales deberán actuar todas las autoridades ante un caso de tortura es el de dignidad humana, debida diligencia, enfoque diferencial y especializado, no re-victimización, perspectiva de género y transparencia.

Con esta Ley, la investigación y persecución del delito de tortura se llevará a cabo de oficio, y tanto la acción como la sanción serán imprescriptibles, con el objetivo de evitar que los años contribuyan a la impunidad.

Además de expedir la Ley, se reformaron, adicionaron y derogaron diversas disposiciones del Código Penal Federal, de la Ley de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, de la Ley General del Sistema Nacional de Seguridad Pública y de la Ley de Extradición Internacional.

Al tiempo que la senadora Angélica de la Peña, presidenta de la Comisión de Derechos Humanos, destacó que los mexicanos contarán con un marco jurídico y fortalecido para la protección de sus derechos, la legisladora Pilar Ortega, presidente de la Comisión de Justicia, refirió que México ocupa el lugar 58 de 59 países con mayor nivel de impunidad, “la tortura y malos tratos son generalizados”, dijo.

Por su parte, la senadora Cristina Díaz Salazar, presidenta de la Comisión de Gobernación, sostuvo que el combate a la tortura es una de las mayores preocupaciones de las autoridades y de la sociedad, por lo que es fundamental contar con un marco jurídico encaminado a prevenir, investigar y sancionar la tortura.

La Ley General para Prevenir, Investigar y Sancionar la Tortura y otros Tratos o Penas Crueles, Inhumanos o Degradantes, y las reformas a diversas disposiciones, fueron remitidas al Ejecutivo Federal.